lunes, 4 de junio de 2018

162) Granadas de mano en el frente de Las Rozas



GRANADAS DE MANO EN EL FRENTE DE LAS ROZAS

Debido a un nuevo proyecto historiográfico en el que me encuentro inmerso, estoy revisitando todas las zonas entre el río Guadarrama y El Plantío en las que se establecieron posiciones de combate durante la Guerra Civil. Aunque llevo años recorriendo estos entornos palmo a palmo y estudiándolos exhaustivamente a través de las fuentes documentales, todavía me suelo encontrar con algunas sorpresas.

La última ha sido esta mañana, cuando prospectando en torno al vértice Cumbre, que fue una de las posiciones más importantes y disputadas del frente de Las Rozas, me he topado con dos granadas de mano modelo Ferrobelum. Una de ellas estaba prácticamente deshecha debido al paso del tiempo y la erosión, pero la otra estaba completa, por lo que he notificado el hallazgo a la policía, haciéndose cargo del mismo los especialistas de la Guardia Civil (TEDAX).



Las granadas de mano Ferrobellum fueron muy empleadas por el ejército republicano durante la Guerra Civil. Se trataba de una granada que disponía de un largo mango de madera, lo que permitía lanzarla a mayores distancias.



En la web de MUNICION.ORG (http://www.municion.org/espoletes/Ferrobellum.htm) nos describen el mecanismo de estas granadas:

Vienen a ser una versión ofensiva de la granada de mango alemana Steilhandgranate 24: un mango de madera hueco, con un tapón en la base. Retirado este tapón, queda a la vista un cordón rematado por un anillo cerámico. Este cordón atraviesa todo el mango y llega hasta la base de la granada, donde está unido a un tirafrictor -básicamente un trozo de metal moleteado dentro de un pegote de fósforo formando una cerilla y su rascador- unido a la mecha que penetra en la granada en sí. Tirando del cordón, el tirafrictor roza el fósforo que se enciende y con él la mecha que inicia el retardo.

Soldados republicanos equipados con granadas de mano Ferrobellum

Hallazgos como este demuestran que la huella de la Guerra Civil sigue estando presente en muchos puntos del noroeste madrileño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario